Big Hero 6

big-hero-6Big Hero 6 es una estupenda película que gustará a grandes y pequeños. Ahí está uno de sus grandes aciertos: tiene un abanico de público objetivo muy, muy amplio. Y es que nadie se puede sentir excluido en esta trepidante aventura futurista que sólo interrumpe la diversión y el frikismo cuando tiene que tocar la fibra sensible. Su triunfo está, por un lado, en un guión modélico que, aunque previsible por momentos, sabe combinar entretenimiento y emoción. Y, por otro, por su buen diseño de personajes, en especial el del entrañable robot protagonista, Baymax, que apunta a clásico. Es prodigioso como sin apenas rasgos expresivos en la cara consigue transmitir emociones en todo momento. Flipante.
Amigos, Disney está que se sale.


Lo mejor:
Baymax. Quiero uno.
Lo peor: hay un giro de guión que se huele de lejos.

Anuncios

Interstellar

interstellarVoy a defender Interstellar a muerte. Y seguramente lo haré más con el corazón que con la cabeza. Esta película es excelente a muchos niveles pero lo cojonudo, y me quiero detener especialmente en esto, es que una cinta de semejante envergadura científico-filosófica sea a la vez una aventura espacial tan acojonante. En ese sentido la peli funciona brutal, y tiene varias secuencias que te dejan literalmente sin respiración. Lo bueno es que esto es sólo el envoltorio blockbuster de un film mucho más grande que eso. Un film con cabeza y corazón. Narrativamente brillante. Visualmente prodigioso. Con un McConaughey magistral y con uno de los androides más entrañables del cine reciente. Olé tus huevos, Nolan.


Lo mejor:
el empeño de Nolan en hacer blockbusters de autor.
Lo peor: ¿porqué el Dr.Mann (el que viene envasado) tiene que ser quien resulta ser?

The Guest

The GuestA priori lo que plantea esta película es una locura sin sentido: un thriller de acción con estética y alma ochentera (aunque ambientado en la actualidad), y con un protagonista que parece salido de la portada de la Superpop. Esto podría salir muy mal, pero la verdad es que todo combina a la perfección y funciona en todos los sentidos: como thriller, como comedia y como apuesta estética. Es todo muy exagerado, tanto que no tiene mucho sentido. Pero da igual, te dejas llevar y disfrutas de su violencia y sentido del humor adornado con música de sintetizador, fiestas de adolescentes y matones de instituto. Y por si fuera poco, todo avanza hacia un clímax final que es de los mejores que se han visto en el cine últimamente.


Lo mejor:
su encantador/terrorífico protagonista.
Lo peor: que sea tan exagerada no le gustará a todo el mundo.

No tears for the dead

no-tears-for-the-deadLa primera secuencia de esta película es de esas que te clava en la butaca y que augura un gran espectáculo. Y el espectáculo llega, sin duda, pero de una manera demasiado gratuita. No tengo problemas en aceptar que el prota sea un ser indestructible, pero de eso a que todos los personajes sean superhéroes hay un trecho. En esta peli lo veo excesivo. Y ésta es una de las cosas (y hay varias) que hacen que la historia te acabe importando más bien poco, ya que nunca sabes dónde está el límite del todo vale. Lo bueno es que las escenas de acción son soberbias y es de agradecer que una película tenga semejante nivel técnico. Pero, oye, la cosa molaría más si al guión no le hubieran pegado una paliza antes de empezar.


Lo mejor:
la secuencia del rescate en el apartamento.
Lo peor: el guión está lleno de disparates.

El Niño

el_ninoEl Niño empieza como un tiro. A los cinco minutos ya sabes que la cosa va en serio. Porque en esa primera secuencia la peli ya ha mostrado dos de sus grandes cartas: las escenas de acción y Luis Tosar. Estos son los dos pilares que hacen de El Niño un thriller notable. Hay en él energía, rigor y talento. Todo va viento en popa… hasta que aparece el amor. De veras que me esforcé para que no fuera así pero, maldita sea, esa historia de amor imposible entre el Niño y su novia ni me la creí, ni la vi a la altura de todo lo demás.
Por suerte, la muchacha desaparece pronto, dejando sitio para lo bueno, la trama criminal. Ahí sí. Ahí Monzón va sobrado y se muestra como uno de los tipos más solventes del panorama nacional.


Lo mejor:
sus escenas de acción, en especial las relacionadas con el helicóptero.
Lo peor: la historia de amor.

Lucy

LucyNo sé qué porcentaje de su cerebro utilizó Luc Besson para dirigir Malavita, pero está claro que no usó ni un 1% de su talento. Por suerte con Lucy el director francés ha vuelto a encontrar el buen camino apostando, como en sus inicios, por la acción de calidad. Pero lejos de intentar lo mismo que en sus películas noventeras, Besson se ha dejado llevar por la imaginación y ha añadido un poco de descontrol y psicodelia al argumento y la realización de la película. Y si sumamos una Scarlett Johansson que de nuevo brilla como heroína de acción (muchas gracias, Marvel), unos buenos malotes coreanos y un final para fliparlo en colores, pues tenemos el entretenimiento perfecto para aquellos que quieren ir al cine a disfrutar sin complejos.


Lo mejor:
es violentamente entretenida.
Lo peor: los momentos National Geographic.

Al filo del mañana

Al filo del mañanaCuando voy a ver un blockbuster tengo clarísimo lo que quiero: acción, buenos efectos, entretenimiento y el punto justo de sentido del humor. Al filo del mañana cumple a la perfección con todo esto y nos regala una película de ciencia ficción que juega muy bien con su guión. Y no era algo fácil, ya que las pelis que se basan en la repetición temporal pueden llegar a cansar en su desarrollo. Pero ésta no, convierte la repetición en humor y eso le funciona muy bien.  Además me parece muy interesante su personaje protagonista, un patán zapastrón y cobarde que nos sorprende al inicio y evoluciona con la trama. Es mejor la primera mitad, más cachonda, que la segunda, más de acción. Pero en conjunto tenemos un gran entretenimiento.


Lo mejor:
el humor con el que trata la repetición temporal.
Lo peor: la acción de videojuego cansa un poco.

Snowpiercer

snowpiercerSin llegar a alcanzar su mejor nivel (cuando eso pasa hay muy pocos a su altura), Bong Joon-ho se ha sacado de la manga una gran película. Partiendo de una situación muy atractiva (los últimos habitantes de la Tierra viajan atrapados en un tren que recorre el planeta), la peli se nos presenta como en una especie de juego de plataformas, de esos en los que no hay más opción que avanzar hacia delante, abriendo puertas y eliminando enemigos. Pero lo genial es que cada nueva pantalla de esta vibrante carrera nos sorprende más que la anterior. En Snowpiercer hay tensión, inteligencia y humor pero, sobretodo, hay la mano única de un director capaz de diseñar escenas tan espectaculares como elegantes. Este tio es un genio.


Lo mejor:
su fuerza e ingenio visual.
Lo peor: tiene algunas fisuras argumentales (pero amo a Bong y se lo perdono).

The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro

the-amazing-spiderman-2No tengo nada en contra de este reboot, más bien todo lo contrario. Si la primera parte ya me pareció más que correcta, esta segunda entrega me parece igual o mejor. Como ya dije, estoy muy a favor de Andrew Garfield como nuevo hombre araña y más aún de Emma Stone como su primer amor. El principal problema de la peli tal vez sea su duración. Por el tipo de película y de historia que cuenta, con llegar a las dos horas hubiera sido más que suficiente. Aún así, en sus 140 minutos siempre están pasando cosas interesantes, espectaculares y hasta emotivas.
Y merece mucho la pena llegar a su espléndido tramo final, porque de todos los golpes de la cinta, el mejor y el que más se siente es el que sucede allí, en las entrañas del reloj.


Lo mejor:
el desenlace, en la torre del reloj.
Lo peor: es demasiado larga para ser el producto que es.

Need For Speed

Need For SpeedSi leéis la crítica que hicimos de Acto de valor, la anterior película de Scott Waugh, entenderéis que no teníamos muchas esperanzas puestas en Need for speed. Y la verdad es que no nos ha sorprendido: esta peli es un auténtico truño. Las adaptaciones de videojuegos no suelen funcionar, y aquí encontramos un nuevo ejemplo. El guión es ridículo en cada una de sus escenas y diálogos, la única emoción que te puede despertar esta película es una vergüenza ajena constante. Las escenas de acción y persecución no están mal, pero las hemos visto más y mejores veces. Pero lo peor de todo es la duración: para contentar a los que se conforman con 4 coches caros y 2 chicas bonitas bastaba con hora y media. Más de 2 horas… ¡Una tortura!


Lo mejor:
sale Jesse Pinkman, por decir algo.
Lo peor: más de dos horas de vergüenza ajena.