Berberian Sound Studio

Esto no es una película, es una experiencia. Y, sin duda, una experiencia única. Lo curioso es que creo que Berberian Sound Studio sería una mala película si no fuera exactamente como es: un resultado tan potente y arriesgado como la propia propuesta. Peter Strickland juega fortísimo y no se raja nunca. Se propone reproducir una pesadilla y lo consigue con una combinación de imágenes y sonidos acojonantemente elegante. Encima tiene los santos huevos de hacerlo asomándose al universo Lynch. Y, joder, el tío se acerca como nadie lo ha hecho hasta el momento.
No es una película fácil, para nada, pero si aceptas su juego disfrutarás de un homenaje al cine de terror, y al giallo en particular, desde un sitio donde nunca antes habías estado.


Lo mejor:
con permiso del sonido, la propuesta en sí misma.
Lo peor: no es fácil entrar en ella.

Anuncios

¡Di la tuya!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s